Cuidado de las joyas- fondo blanco.jpg

Las joyas son delicadas y precisan de cuidado y mantenimiento. La plata, con el paso del tiempo, tiende a oscurecerse y a perder el brillo inicial debido a la oxidación. El PH de nuestra piel en algunos casos puede hacer que oscurezca la joya con mayor rapidez.

Siguiendo estos pequeños consejos tus joyas lucirán como el primer día durante mucho más tiempo.


MANTENIMIENTO Y CUIDADO DE LAS JOYAS

Las joyas deben lavarse en agua tibia y con jabón PH neutro. Puede utilizarse un cepillo de dientes suave y después secarlas con una gamuza o paño.

Para conservar en las mejores condiciones tus joyas es importante evitar el contacto con productos cosméticos o domésticos que puedan dañar su color. Por tanto, es aconsejable ponerse las joyas después de haberse maquillado y perfumado. También recomendamos no llevar las piezas cuando vayas a la piscina o a la playa.

Conviene que las joyas con piedras no sean sometidas a cambios bruscos de temperatura.

Es importante no realizar actividades deportivas o peligrosas con las joyas puestas ya que puede peligrar la integridad física.

CÓMO GUARDAR LAS JOYAS

Las joyas deben guardarse por separado, en tejidos suaves para que no se rayen y en un lugar en la medida de lo posible hermético. Las cajas Laïal son un buen lugar para mantenerlas en buenas condiciones.

BAÑO DE ORO

El baño es un proceso mediante el cual la superficie de metal se recubre con micras de oro. Los baños son tratamientos no definitivos, por lo que tienden a desaparecer dependiendo del uso y desgaste que tenga la pieza.